nacho cano y su adiccion alas drogas

Hace algunas semanas tuvimos la posibilidad de charlar en “La Cara B” del “El día de hoy per El día de hoy”, que dirige Jordi Gómez del Casal en Radio Rioja – Cadena SER, con Alberto Saso y José Miguel Carbonell , “Jimmy Oklahoma”, sobre la música de los 80 y, singularmente, del nuevo emprendimiento de Saso, Los Hombres de Papel. Saso, afincado desde hace unos años en Cádiz, tuvo una esencial presencia en la escena riojana con proyectos como Juguete de Látex al lado de Victuro Santamaría (La Ciencia), afianzando en los próximos años su trayectoria musical. En este momento, con Los Hombres de Papel ahonda en sonidos de Pop Rock con un claro gusto por las armonías y las guitarras, al lado de Enrique Diago y José Cano y con producción de Josema Dalton de conjunto gaditano Los Hermanos Dalton. Los Hombres de Papel asimismo están recitales de homenaje a esta década de los 80 con ediciones de tradicionales de ese periodo de tiempo, en no escasas oportunidades algo maltratada pero que tantas cosas ofreció. Huellas digitales es la iniciativa de Saso y compañía, una sucesión de singles que fueron publicando en formato digital. Ciertas de estas canciones las examinamos en Les Restes del Concert.

drogas

«El sentido de las cosas» muestra un sonido Pop muy logrado, con estas guitarras en primer chato, y una letra bien interesante. En lo que se refiere a «Serie B», se inclina mucho más hacia el Rock que su precursora si bien no pierde las armonías Pop y tiene un toque de himno con estribillo coreable. Asimismo resalta la fabulosa versión de Barco en Venus de Mecano, entre los enormes tradicionales de Mecano, conformado por Nacho Cano y que pertenecía al segundo disco de los madrileños, ¿dónde se encuentra el país de las hadas? (1983), con una letra ahora icónica sobre los efectos de la adicción a las drogas. Los Hombres de Papel efectúan una revisitación de esta canción de forma vigorosa, empiezan contenidamente por ir ascendiendo a través del importancia de las guitarras nuevamente, y dándole un tono mucho más obscuro con el que no contaba la versión original. La cuarta canción es una composición previo de Saso, «Galaxias en los bolsillos», que tiene un tono mucho más melancólico si bien siempre y en todo momento con los sonidos del Pop Rock, y que tiene un punto mucho más soñador.

Deja un comentario