modelo de la triple a adiccion al sexo

Si en algún instante de tu vida adulta sentiste que el deseo de tener sexo escapaba a tu control, al punto de volverse un concepto fija o una conducta irrefrenable y amenazante para usted y el resto, estas líneas que prosiguen ahora te tienen la posibilidad de ser útiles para comprender qué te pasó o te pasa, y de qué manera buscar asistencia.

A lo largo de décadas, la adicción al sexo no se trataba como tal ni recibía ese nombre, sino, desde la psicología, se le encuadraba en los desórdenes de ansiedad y depresión. En 2018, por vez primera, la Organización Mundial de la Salud incluyó la adicción sexual en su Clasificación En todo el mundo de Anomalías de la salud. Técnicamente llamada Trastorno de Accionar Sexual Compulsivo, se la define como «un patrón persistente de falla para supervisar los deseos o impulsos sexuales intensos que resultan en un accionar sexual repetitivo».

Hipersexualidad en el DSM-V

Así como hemos adelantado previamente, en el manual diagnóstico DSM-V, se ofrece una categoría para definir y clasificar el trastorno de hipersexualidad. Como observaremos ahora, este trastorno tiene múltiples síntomas muy afines a los que podemos consultar en una adicción.

Según el DSM-V, los primordiales síntomas de la hipersexualidad son:

Al 54% de la gente adeptas al sexo “se les descubre antes de los 18 años”,

A nivel ambiental se han encontrado componentes implicados en el avance de la adicción al sexo, como es la situacion del fracaso popular, la presencia de una familia de origen problemática, desestructurada o con abusos infantiles.

drogas

Al final, hay personas que muestran en su personalidad aspectos tendentes a la “búsqueda de experiencias”, lo que puede hacer más simple el avance de adicciones –como es la situacion de la adicción al sexo o la adicción en la pornografía, en el momento en que esta característica es mal gestionada por la parte de la persona que la muestra.

¿Cuáles son las probables causas?

Nombrar una sola causa que provoque la adicción al sexo es realmente difícil, pero sí tenemos la posibilidad de charlar de hipótesis biológicas y sicológicas que asisten a comprender el avance de esta nosología. Gracias a la carencia de información y estudios hoy en día, las causas o componentes de peligro aún tienen que definirse. Ciertas planteadas hasta la actualidad son la existencia de antecedentes de abusos sexuales, inconvenientes con las relaciones cariñosas o personas con variedad servible mental grave que tienen la posibilidad de hacer formas de proceder estereotipadas (Echeburúa, 2010). Pero asimismo muchas de la gente que padecen este trastorno tienen la posibilidad de llegar al consumo elevado de alcohol y otras drogas, tal como tener inconvenientes con el juego.

No obstante, tenemos la posibilidad de sospechar que estos componentes no son los únicos, gracias a la poca investigación que por ahora se hizo cerca de la adicción al sexo. Semeja que comparte con el resto de adicciones la predisposición según la personalidad del sujeto, siendo sus primordiales especificaciones la alta impulsividad, la búsqueda de experiencias y los aspectos obsesivos (Janssen, Goodrich, Petrocelli y Bancroft, 2009).

Deja un comentario