lo que el azucar hace a tu cerebro adiccion

1 de enero de 2017. Para contar la crónica de lo que el azúcar hace en tu cerebro, tienes que iniciar con el pensamiento que desata tu necesidad de un dulzorazo. De manera frecuente sucede por la tarde en el momento en que tu cerebro, que marcha con azúcar, comienza a tener apetito.

Para agradar el anhelo, tu cerebro activa una cadena de neuronas, de manera frecuente llamada vía de recompensa, que bombea la substancia química dopamina en tu cerebro. De súbito precisas una barra de chocolate o esa pasta dulce que viste en el momento de comer. Si satisfaces este deseo, la vía de la recompensa cambia de manera, bombeando substancias químicas como las beta-endorfinas en tu cerebro, provocando experiencias de exitación.

¿Existe la adicción a los alimentos?

El término de adicción a los alimentos es bastante controversial en la actualidad. Los estudios han mostrado hábitos que se observan con las adicciones (drogas, juegos, etcétera.) creadas por los alimentos. Estos hábitos son:

  • Efecto sobre el sistema de recompensa a nuestro entendimiento.
  • Incapacidad o pérdida del autocontrol.
  • Tolerancia.

    addiccion

  • Consumo persistente (pese a las secuelas negativas en la salud)
  • Efectos de abstinencia en el momento en que lo dejamos.

¿Qué le pasa al cerebro en el momento en que ingerimos azúcar?

En el momento en que el azúcar llega a nuestra lengua, activa algunas papilas gustativas que mandan una señal al cerebro, incluyendo la corteza cerebral. Esta señal activa el sistema de recompensa del cerebro, con lo que se libera dopamina (una substancia química del cerebro que nos hace sentir bien) y se fortalece el accionar, lo que nos hace estimar repetirlo más adelante.

En el momento en que se activa reiteradamente este sistema de recompensas, el cerebro se amolda y se reconecta sobre la base de estos hábitos de consumo, lo que provoca que cada vez deseamos consumir mucho más. Una investigación en ratas sobre esto arrojó el próximo descubrimiento: en el momento en que fueron alimentadas con dietas altas en azúcar, el cerebro de las ratas liberaba menos de un preciso químico que asiste para los cuerpos a tener autocontrol, con lo que eran menos capaces de dejar de comerlo.

¿Qué sucede en el cerebro en el momento en que consumimos azúcar en demasía? ¿Por qué razón la multitud quiere tanto las comidas y bebidas azucaradas? La contestación está en tu cerebro.

Nos chiflan los dulces. Pero el exceso de azúcar en nuestras dietas puede ocasionar incremento de peso y obesidad, diabetes tipo 2 y caries bucales. Entendemos que no deberíamos llevarlo a cabo, pero en ocasiones son tan bien difíciles de soportar. Es tal y como si nuestro entendimiento estuviese conectado para estimar esos alimentos.

Por el momento, todos somos bastante siendo conscientes de que el azúcar está escondido en la mayor parte de los alimentos procesados, y asimismo entendemos que probablemente deberíamos reducirlo.

Deja un comentario