las causas de la adicción al tabaco

El tabaco es una epidemia desde hace unos años, cientos de muertes en todo el país se atribuyen al consumo de esta substancia oa inconvenientes que se derivan. Cada 31 de mayo se festeja el Día Mundial Sin Tabaco y desde Socidrogalcohol se desea poner de relieve que el tabaco crea secuelas físicas, sociales y medioambientales. La adicción y la morbimortalidad socia preocupa singularmente a los especialistas.

En España se generan una media de forma anual de 52.000 muertes (Esta cantidad piensa el 13% del total de las defunciones de personas mayores de 35 años en este país (Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales y también Igualdad, 2016)) y en Europa 1’2 millones de muertes son atribuibles al tabaquismo.29 anomalías de la salud están de forma directa similares con la substancia, de las que diez son diversos tipos de cáncer, es la primordial causa de muerte por cáncer de pulmón y es la encargada de mucho más del 50 % de las muertes por anomalías de la salud cardiovasculares Ciertas patologías más frecuentes son: úlcera gastrointestinal, patología coronaria, hipertensión arterial, accidentes cerebrovasculares, bronquitis aguda y distintos géneros de cáncer (pulmón, laringe, bucofaríngeo, renal, etcétera.) (tixagb_tixa) ¿QUÉ ES DEJAR DE FUMAR?

No fumar más no es un hecho puntual o apartado, no fumar más es un desarrollo, un desarrollo en el que se tienen la posibilidad de distinguir una secuencia de fases o etapas consecutivas, que es recomendable entender admitir, y de esta forma orientarnos en la clase de asistencia que precisa el fumador para dejar el tabaco. Estas etapas son:

En esta primera etapa el fumador todavía no se ha planteado no fumar más, no halla fundamento para esto. Fuma y se siente bien por este motivo (le da seguridad, le asistencia al trabajo, etcétera.) y no nota todavía ninguno de los efectos negativos derivados de fumar. Nos encontramos frente a un fumador “consonante”, puesto que hay plena armonía entre la actitud mental del fumador hacia el consumo de tabaco y su conducta o práctica día tras día. El prototipo de fumador en esta etapa es el fumador joven (normalmente menor de 30 años) sin patología socia al tabaco. Se estima que hasta un 45% de los fumadores están en esa etapa.

¿Qué es el síndrome de abstinencia del tabaco?

En el momento en que un individuo que se volvió adepta al tabaco deja de fumar o tarda un tiempo mucho más prolongado en regresar a fumar, el síndrome de abstinencia va realizando de las suyas. El consumo de nicotina genera efectos físicos y cambios de humor en el cerebro que son por un tiempo agradables. De ahí que van a hacer que el fumador desee continuar consumiendo cigarros.

Este síndrome que hace aparición en el momento en que el usuario deja de consumir nicotina y no tiene las endorfinas que hace el tabaco. Este se identifica por ocasionar irritabilidad, somnolencia, fatiga, contrariedad para concentrarse, trastornos del sueño, incremento de peso y urgencia por fumar. La mayor parte de estos síntomas alcanzan la máxima intensidad tras las 24 a 48 horas tras el último cigarro. Y van reduciendo de a poco en un periodo de 2 a 4 semanas.

Deja un comentario