la adiccion a los moviles en ingles

El móvil (y en concreto el teléfono capaz o móvil inteligente) se incorporó absolutamente a nuestras vidas, generando un encontronazo popular esencial que perjudica a nuestra forma de hacer llegar, notificarnos, entrar a servicios, etcétera. El móvil inteligente, así como lo usamos hoy en día, da una gran oferta de apps que resaltan por la pluralidad, atrayente y también interés que hacen más fácil nuestra vida día tras día. No obstante, los medios se hicieron eco de varios de los inconvenientes que puede producir un empleo elevado del móvil inteligente.

La utilización descontrolado de este aparato puede llegar a transformarse en el objetivo y no en el medio para hallar algo, llegando a perjudicar al desempeño habitual psicológico y popular, rivalizando con el resto de ocupaciones cotidianas y llegados a este punto, transformarse en un inconveniente. Mucho más aún en el momento en que tomamos en cuenta que, en España, el número de líneas de móvil alcanzó los 53,6 millones en el 2015, sobre el número de pobladores en el territorio. Los teléfonos inteligentes son en especial atractivos para los jóvenes, un conjunto de población en el que la impulsividad y la búsqueda de novedosas experiencias juegan un papel esencial y que tiende a estar mucho más familiarizado con las novedosas tecnologías. A los diez años el 30% de los pequeños disponen ahora de móvil inteligente y, a los 12, este porcentaje consigue el 70%.

¿De qué forma sobrepasar la adicción al móvil inteligente

¿Tus respuestas a las cuestiones precedentes fueron en la mayoría de los casos positivas? Entonces quizás tienes un cierto nivel de dependencia en el móvil inteligente.

En ocasiones no sabemos de nuestra adicción o si lo somos no entendemos de qué manera emprender este inconveniente. Es en estas ocasiones en el momento en que se precisa asistencia técnica.

La adicción a los teléfonos inteligentes ya es una situación

En el hogar, en la calle, en un bar, en un parque, aun en la playa, en todos estos sitios se puede conseguir exactamente el mismo: personas viendo el móvil inteligente. Actualmente, los teléfonos inteligentes proponen un sinfín de opciones y mejoraron la vida de los ciudadanos en varios puntos. El inconveniente hace aparición en el momento en que la utilización de estos gadgets se transforma en una adicción. Esta dependencia en el teléfono tiene aun su nombre: nomofobia.

La nomofobia es el temor irracional a salir de casa sin el móvil inteligente o no llevarlo encima. El término proviene del inglés «No Mobile Phone Phobia» y fue acuñado por la Oficina de Correos del Reino Unido tras efectuar una investigación para deducir la ansiedad que hace separarse de estos gadgets. La investigación determinó que el 53% de los encuestados siente malestar en el momento en que no posee el móvil inteligente encima o se queda sin batería.

Deja un comentario