jornada adicciones comportamentales 13 de abril de 2018

Aspectos de la gente tóxicas

  • Manipulación. La gente tóxicas tienden a ser muy hábiles en su manipulación. Es posible que parezca que están verdaderamente con intereses en su compañía y en conocerlo al comienzo, pero transcurrido el tiempo usarán lo que sepan sobre usted para procurar que lleve a cabo lo que desean. De manera frecuente tergiversarán sus expresiones o lo van a hacer sentir culpable por escaparse con la suya.
  • Estas personas lo hacen sentir mal consigo. Los insultos son la manera mucho más directa donde la gente tóxicas tienen la posibilidad de llevarlo a cabo sentir mal, pero la mayor parte de ocasiones las formas en las que afectan a su autovaloración son mucho más sutiles. En el momento en que se sienta feliz u orgulloso de sí, hallarán maneras de “aguarle la celebración” o restar relevancia a sus logros. Asimismo tienen la posibilidad de accionar tal y como si fuesen mucho más capaces que usted para llevarlo a cabo sentir imbécil o insignificante.
  • Ser crítico. Todo el planeta puede ser crítico ocasionalmente, pero un individuo tóxica es crítica prácticamente en todo momento. Ven las cosas en blanco y negro y critican todo aquello con lo que no están en concordancia o desaprueban, en vez de estimar las situaciones o los sentimientos de otra gente
  • Negatividad.Varias personas no tienen la posibilidad de ver lo que es bueno de la vida. Van a ver algo malo en todo y no van a poder localizar la alegría en nada. Estar cerca a alguien de esta forma puede lograr que sea bien difícil para usted gozar y ser positivo. A veces puede ser simple confundir los síntomas de la depresión con la negatividad, con lo que merece la pena tener una charla con otra persona para saber si precisa asistencia para sobrepasar la depresión o si alguien de su ambiente es verdaderamente tóxico.
  • Agresión pasiva. Estos hábitos son una manera en que la gente manifiestan su descontento sin tener una charla sobre sus inconvenientes. Esta clase de hostilidad es menos evidente que la furia y puede manifestarse de múltiples formas. Ciertas maneras de agresión pasiva tienen dentro comentarios sarcásticos, sabotear los sacrificios de otra gente y realizar algo a propósito o no a fin de que las cosas sean problemas para un individuo o para alterarla.
  • Egoísta. La gente tóxicas se preocupan eminentemente por sí mismas. No opínan de qué manera sus acciones afectan a el resto y piensan que son mejores que el resto. Un individuo egocéntrica se enfoca en hallar lo que desea y no es muy probable que ceda o considere el criterio de otra persona.
  • Contrariedad con el manejo de la furia.Un individuo que tiene inconvenientes para supervisar su furia lo va a hacer sentir inseguro toda vez que esté cerca. Lo mucho más mínimo puede provocarle un ataque de íra, ahora menudo dicen cosas desapacibles y humillantes mientras que están en ese estado mental. Quizás soliciten excusas al día después, pero de forma frecuente son poco honestas y la persona tóxica va a repetir los hábitos de furia y humillantes poco después.
  • Controlador. Entre los aspectos mucho más peligrosos de un individuo tóxica es de qué manera procuran supervisar los hábitos del resto. Estas personas tienen la posibilidad de procurar limitar el contacto con sus amigos o familiares, o limitar los elementos como el ingreso al transporte o el dinero para limitar la aptitud de interaccionar con el planeta que le circunda. Si está en una situación donde un individuo procura limitar los movimientos o la comunicación, hablamos de un abuso familiar y necesita una acción instantánea.
  1. Carney, M.M., Barner, J.R. (2012). Prevalence of partner abuse: Ratas of emotional abuse and control. Partner Abuse, 3(3), 286–335.
  2. https://www.monster.com/career-advice/article/signs-not-cut-out-for-management
  3. https://www.today.com/health /toxic-friends-8-diez-people-endure-poisonous-pals-1C9413205

Deja un comentario