imagenes de suplantacion de adiccion a las redes

La utilización de las comunidades es poco a poco más recurrente entre los jóvenes. Se convirtió en un medio de tener relaciones con el resto y comunicar información, pero no está exenta de riesgos. De ahí que es esencial comprender las amenazas a las que nos encaramos y las herramientas para prevenirlas.

En lo que se refiere a los riesgos con los que nos logramos hallar están: ser víctima de acoso (cyberbullying), fraudes, suplantación de identidad, empleo indebido de tus fotografías y de la información que pones, etcétera.

Estafa

El estafa es otro riesgo de las comunidades. Es en el momento en que alguien usa las comunidades para cometer un delito, como el hurto de identidad, la suplantación de identidad o aun el blanqueo de dinero.

Los estafadores acostumbran a hacer concretes falsos en las comunidades y los usan para hacerse amigos o proseguir a otra gente. Entonces puede usar esta información para estafarles dinero o para cometer un hurto de identidad.

En el momento en que se comenzó a emplear el término

El término lo comenzó a emplear el períodico estadounidense The Wall Street Journal en 2003, pero esta inclinación comenzó a medrar entre las familias de manera tan exponencial que en 2016 el Diccionario Británico Collins lo incluyó al lado de Brexit como expresiones del año.

Del mismo año fue el primer estudio sobre el fenómeno, “Sharenting, la intimidad de los pequeños en la era de las comunidades”, donde la letrada estadounidense Stacey Steinberg ahora vio una relación directa entre la independencia de divulgar cualquier contenido por la parte de los progenitores en Internet y la carencia de independencia de exactamente los mismos en la resolución de llevarlo a cabo.

addiccion

¿Sabes verdaderamente qué es el phishing o suplantación de identidad?

En el momento en que charlamos de suplantación de identidad o phishing, a todos nos viene a la memoria el clásico duplicado de tarjetas de crédito o la utilización del nombre y las fotografías falsas en la red. Pero con las comunidades, este procedimiento de hurto ha evolucionado y adoptado novedosas dimensiones. Hoy en día, estos ladrones de datos tienen la sencillez para hacer webs y concretes falsos con los que estafar a los clientes. A través de los que, mandan otros concretes backlinks a páginas falsas, apps donde se tienen que dejar los datos para entrar, formularios o virus que llegan a un individuo y se alargan al resto de sus contactos. Pero no solo crean cuentas haciéndose pasar por otra gente, sino suplantan a la identidad de compañías reales. Dando seguridad a los clientes con los que contactan y creando una situación de seguridad para hallar que terminen revelando datos personales.

Inconvenientes laborales

Quizás usar comunidades no sea un impedimento para trabajar u conseguir un óptimo cargo laboral. No obstante, las áreas de trabajo de elementos humanos están cada días un poco más atentas a las publicaciones de sus trabajadores o futuros usados.

Por esa razón siempre y en todo momento es requisito tener una aceptable reputación, no incitar al odio, tener un perfil sencillo, si es viable sostener algunos temas en la intimidad y ofrecer una aceptable imagen a quienes tienen la posibilidad de ver nuestro perfil sin estar verdaderamente relacionados. Al tener precaución con las comunidades es posible que te recluten, te tengan en cuenta como aspirante al sitio y no pasar por la desgracia de ser rechazado con lo que se ve en las comunidades.

Deja un comentario