efectos nocivos de la adiccion al movil

El móvil (y en concreto el teléfono capaz o móvil) se incorporó de forma plena a nuestras vidas, generando un encontronazo popular esencial que perjudica a nuestra forma de hacer llegar, notificarnos, entrar a servicios, etcétera. El móvil inteligente, así como lo usamos en la actualidad, da una gran oferta de apps que resaltan por la pluralidad, atrayente y también interés que hacen más fácil nuestra vida día tras día. No obstante, los medios se hicieron eco de varios de los inconvenientes que puede producir un empleo elevado del móvil inteligente.

La utilización descontrolado de este aparato puede llegar a transformarse en el objetivo y no en el medio para hallar algo, llegando a perjudicar al desempeño habitual psicológico y popular, rivalizando con el resto de ocupaciones del día a día y llegados a este punto, transformarse en un inconveniente. Mucho más aún en el momento en que tenemos en consideración que, en España, el número de líneas de móvil alcanzó los 53,6 millones en el 2015, sobre el número de pobladores en el territorio. Los teléfonos inteligentes son en especial atractivos para los jóvenes, un conjunto de población en el que la impulsividad y la búsqueda de novedosas experiencias juegan un papel esencial y que tiende a estar mucho más familiarizado con las novedosas tecnologías. A los diez años el 30% de los pequeños disponen ahora de móvil inteligente y, a los 12, este porcentaje consigue el 70%.

En lo que se refiere al móvil inteligente no es tanto la adicción al aparato en sí, sino más bien a todas y cada una de las apps que nos da: WhatsApp, Instagram, Fb, Twitter, TikTok, Telegram , Snapchat… , siendo estas las mucho más utilizadas.

El móvil y las comunidades tienen unas peculiaridades que nos gustan irremisiblemente: la curiosidad y la sensación de estar en contacto popular persistente. Al vibrar o prenderse una luz, enseguida miraremos si es un correo electrónico, un mensaje o algún otro género de notificación. En ocasiones observamos el móvil inteligente sin obligación sencillamente por la práctica que disponemos. Las comunidades nos presentan inmediatez, ingreso a cualquier clase de contenido, oportunidad de estar de manera continua informados y estar en contacto continuo con cualquier persona sin siquiera la necesidad de estar en exactamente el mismo país.

Adicción al móvil inteligente – Régimen

Desde la terapia cognitivo conductual el paso inicial es efectuar una evaluación intensa sobre la utilización que del móvil inteligente hace la persona, qué ocasiones son las que mucho más malestar le desarrollan tal como cada aspecto que se considere importante por la utilización exagerado del mismo.

Tras la evaluación y el lugar de un plan de actuación, se aportarán técnicas y herramientas que asistan a la persona en el control del impulso del empleo del móvil inteligente, tal como conducir el malestar producido al limitarlo.

Deterioro de las relaciones personales

Riñas en el hogar, aislamiento popular o pérdida de relaciones y amistades. La gente adeptas al móvil acostumbran a encerrarse en sí mismas y desconectan de todo el mundo real mediante la pantalla. Además de esto, acostumbran a ofrecer mayor valor a las comunicaciones a través del móvil inteligente, y sienten que en las comunidades están la gente que realmente los desean y valoran.

Aparte de las especificaciones previamente descritas, no debemos olvidar las consecuencias físicas que comporta un empleo elevado del móvil. Entre ellas logramos hallar manos o dedos con sobrecarga, inconvenientes de cuello, cansancio de la visión o problemas.

Inconvenientes de visión

El primer inconveniente es bastante popular por mamás y progenitores y quizás lo mucho más simple de hacer un diagnostico. No es mucho más que el inconveniente de visión. Desde tempranas edades la utilización elevado de pantallas, así sea el móvil, la tablet, los ordenadores o aun la televisión, hace que nuestros parpadeos por minuto reduzcan, dando rincón a la sequedad ocular, que implica algunas lesiones , finalizando aun en glaucoma si se da de manera muy prolongada. Relacionado con la visión otro inconveniente presente es el “efecto Tetris” o fenómeno de transferencia. Es muy habitual en inferiores y asimismo en mayores tras jugar múltiples partidas a juegos para videoconsolas del tipo: Comecocos, Pong o Tetris, este último es el más destacable ejemplo, que las imágenes se nos queden grabadas en nuestra retina para ver la pantalla fijamente y con un considerable nivel de concentración. La reacción al efecto empieza inmediatamente después de una partida, en el momento en que comenzamos a conocer weblogs cayendo aun tras haber apartado la visión de la pantalla, o comenzamos a fantasear, hasta el punto de llegar a la obsesión, con estos weblogs en sueños.

En este capítulo podemos destacar la utilización de juegos para videoconsolas como una solución mucho más contra la ambliopía, mucho más famosa como ojo haragán. Hasta la actualidad el régimen consistía en tapar el ojo sano con un parche para alentar la visión del otro. No obstante, un aparato de estudiosos ha creado un juego de plataformas que imita al popular Pac-Man y ofrece una vía mucho más rápida, entretenida y eficaz puesto que fuerza que los dos ojos trabajen juntos en localizar el precaución en el ojo haragán.

Deja un comentario